Noticias


July 16, 2019 /

Por Asociado Alejandro Hernández.

Queda menos de un año, para que entre en vigencia y sea de obligatorio cumplimiento la “Ley Especial para la Regulación e Instalación de Salas Cunas para los hijos de los Trabajadores” en El Salvador. Esta ley regula las condiciones en que los patronos deberán implementar los servicios de salas cunas y lugares de custodia para las hijas e hijos de los trabajadores. Pero, ¿Se encuentran listas las empresas para cumplirla?

Ámbito de aplicación

La LERISCT, en su artículo 2 nos dice que esta ley será aplicable al:

Modalidades de cumplimiento de este derecho:

El artículo 6 de la LERISCT nos menciona que existirán tres modalidades por la cual el patrono podrá cumplir con esta obligación, siendo estas las siguientes:

  1. La instalación de salas cunas y lugares de custodia en un lugar anexo e independiente al lugar del trabajo dentro de la misma área geográfica; en estos casos los costos de la contratación del personal capacitado y la habilitación del centro correrán por cuenta del patrono.
  2. La instalación de un centro común de salas cunas y lugares de custodia, el cual sea costeado por varias empresas o establecimientos de trabajo.
  3. A través del pago de las salas cunas y lugares de custodia que presten tales servicios con carácter independiente a la empresa o establecimiento de trabajo de forma profesional y habitual que decida el patrón.

Instituciones encargadas de velar por el buen funcionamiento de las salas cunas y lugares de custodia:

La LERISCT establece en su artículo 9 cuáles serán las instituciones encargadas de velar el buen funcionamiento, siendo estas:

  • El Consejo Nacional de la Niñez y de la Adolescencia (CONNA); y,
  • El Instituto Salvadoreño para el Desarrollo Integral de la Niñez y Adolescencia (ISNA)

Reglamento y vigencia de esta Ley:

El reglamento para esta Ley deberá ser decretado por el Presidente de la República, en un plazo de 120 días hábiles, contados a partir de la entrada en vigencia de esta ley, lo cual ocurrirá 24 meses después de su publicación en el Diario Oficial.

La Sala planteó que la obligación de las salas cunas está asociada a la responsabilidad social empresarial y que son una "medida de seguridad social" que permitiría que "el trabajador pueda conciliar su vida laboral y vida privada”. Además, está nueva Ley plantea un Incentivo Fiscal, ya que establece que los costos en que incurra el patrono, relacionados al cumplimiento de esta obligación atendiendo a cualquiera de las modalidades establecidas, podrán ser deducidos del impuesto sobre la renta, siempre y cuando estos costos se traten de los gastos generados a raíz de la construcción y equipamiento de estas salas.


×