Noticias


June 20, 2019 /

SEGURIDAD JURÍDICA EN LA CUARTA REVOLUCIÓN INDUSTRIAL.

Por Asociada Karen Rosales

La Industria 4.0 nace como una evolución a la economía de las empresas que incorpora en sus procesos productivos nuevas tecnologías para su desarrollo. Esta industria inteligente es capaz de usar, de forma eficaz, herramientas como el internet y mecanismos virtuales para una mayor automatización y descentralización en los procesos industriales conectados a toda una cadena de producción.

El Estado se ubica como apoyo indispensable en la mejora del clima de inversiones, brindándoles la apertura necesaria para la adecuación de la inversión de capital nacional y extranjero; de esta forma, el mercado salvadoreño se vuelve más atractivo para el crecimiento económico a través de la Industria 4.0.

Las relaciones entre el sector público y el sector privado se ven mejoradas, trabajando de forma conjunta para la simplificación de trámites, por medio de la revisión de procesos, leyes y regulaciones que permitan reducir los costos económicos y tiempo para hacer negocios, de forma que aperture la automatización de los procesos productivos empresariales.

Seguridad Jurídica en la Industria 4.0

La decisión que toman las empresas, nacionales o extranjeras, de invertir en un mercado determinado, está basada en la regulación normativa vigente del país donde pretenden invertir. La seguridad jurídica que debe rodear el panorama de la actividad empresarial, está conformada por la normativa nacional vigente y la situación político-social en la que se desarrolla el mercado potencial de inversión.

La reforma normativa en el área de negocios, brinda seguridad jurídica. Estas reformas deben enfocarse en regulaciones y procesos para mejorar la facilitación del comercio, que implica:

De esta forma, la decisión que toman las personas naturales o jurídicas de capital nacional o extranjero de invertir en el mercado salvadoreño, se torna más atractiva para lograr la búsqueda y obtención de ganancias necesaria para continuar con su principal objetivo: continuar invirtiendo en mercados modernos y competitivos.

Como indicación de un nuevo modelo de servicios jurídicos especializados, es un reto en sí mismo la formación especializada y continua que requiere la Industria 4.0, conocimientos consecuentes con la creación, distribución, explotación y utilización de hardware y softwares en aplicación en pro al apoyo de la labor de los profesionales, que va orientada a proporcionar asesoría desde el inicio del negocio: en la constitución de sociedades, protección en la propiedad intelectual e industrial, protección de datos, integración de la firma electrónica, Smart contracts, entre otros.


×